saltar al contenido

Plataformas

La base literal de los automóviles

La plataforma, en pocas palabras, es el esqueleto de un automóvil. Al ser la estructura fundamental sobre la que se construye el vehículo, tiene enormes implicaciones en el rendimiento de conducción, la seguridad y el diseño interior del automóvil (la calidad misma del automóvil). También tiene enormes implicaciones en la rentabilidad de la producción, lo que lo convierte en un arma estratégica esencial para los fabricantes de automóviles que preparan sus proyectos futuros.
Con muchos países estableciendo estándares de emisiones cada vez más rigurosos para disminuir su huella de carbono, han surgido plataformas solo para vehículos eléctricos para facilitar el inevitable aumento de este tipo de vehículos. Después de haber tenido éxito con la plataforma de tercera generación más ligera, al tiempo que resistente, más segura y más rápida, Hyundai Motor Group se ha superado a sí mismo una vez más en la creación de E-GMP, una plataforma exclusiva para vehículos eléctricos que cumplirá la agenda del grupo para el liderazgo mundial en 2025 en electrificación de vehículos.

FUTUROUna plataforma para impulsar el mercado

El portador de la nueva era de lo eléctrico

En 2019, Hyundai Motor Group llevó a cabo una reestructuración organizativa de sus grupos de I+D; el objetivo era diversificar las líneas de vehículos para satisfacer las demandas de los consumidores, cada vez más divergentes, y garantizar la calidad y la fiabilidad sin perder rentabilidad. La nueva jerarquía organizativa dispuso los grupos de I+D en una “formación triangular” que asignó claramente roles específicos de la arquitectura del vehículo a grupos individuales, desde I+D básico y desarrollo de piezas hasta productos terminados y control de calidad. Sin embargo, en medio de esta conmoción, se puso de manifiesto la necesidad de versatilidad de la plataforma: un esqueleto debería ser la base de una variedad de automóviles que se adaptaran a los diferentes gustos de los consumidores. Los ingenieros vieron la plataforma como una innovación que impulsaría la diversificación del mercado del futuro.

La plataforma de tercera generación, construida con tecnologías de vanguardia en todo el paquete, la carrocería y el chasis, es una mejora clara con respecto a la generación anterior y revela la promesa de desarrollar una arquitectura que servirá como base para el futuro de la movilidad. 

Ya no es solo una visión futurista, la electrificación de vehículos está aquí, ahora. Hyundai Motor Group ha anunciado que desarrollará 23 líneas de vehículos eléctricos para 2025, y la plataforma exclusiva de vehículos eléctricos, E-GMP, es la base sobre la que se realizarán esos planes. La marca IONIQ, la línea de marca exclusiva de vehículos eléctricos del grupo programada para su lanzamiento en 2021, debutará con 3 líneas de vehículos eléctricos en los segmentos de vehículos utilitarios deportivos (SUV, Sport Utility Vehicle) grandes y sedán pequeños y medianos. 

Kia Motors también está en medio de la ejecución de la estrategia a mediano y largo plazo “Plan S”, replanteándose su estrategia hacia modelos comerciales basados en vehículos eléctricos y en la movilidad de próxima generación. La compañía ha anunciado un plan para aumentar su proporción de ventas de vehículos eléctricos al 20 % para septiembre de 2025; también ha presentado 7 bocetos de modelos de vehículos eléctricos que se comercializará secuencialmente hasta 2027.


Línea de productos de la marca IONIQ

TECNOLOGÍATecnologías centrales de la plataforma de tercera generación

La plataforma determina varios elementos cruciales de la arquitectura del vehículo, como la ubicación de la suspensión y el sistema de transmisión, la distribución del peso y la ubicación del centro de gravedad. Como tal, podría decirse que cumple el papel más importante en la construcción de un automóvil excelente, uno con un rendimiento de conducción superior, ahorro de combustible, comodidad de conducción, amplitud interior y diseño atractivo. La plataforma de tercera generación, lanzada en 2019, se desarrolló pensando en los modelos de destino (y sus conceptos, diseño y especificaciones) desde el principio. El mayor cambio fue la adopción del diseño de suelo bajo, que tiene el habitáculo del motor, las posiciones de los asientos, el suelo y el espacio para el equipaje más bajos que antes. La altura del vehículo se redujo, al igual que el voladizo delantero, y la larga distancia entre ejes resultante completaron un diseño deportivo y elegante con un interior espacioso.


Santa Fe con plataforma de tercera generación montada

TECNOLOGÍA CLAVE1. Diseño innovador que aumenta el rendimiento

PACKAGE


Diseño de suelo bajo de la plataforma de tercera generación

El diseño de suelo bajo es la característica definitoria de la plataforma de tercera generación. Dado que los estilos deportivos se han puesto de moda en el mercado mundial de la automoción, la plataforma de tercera generación bajó la altura del vehículo y desplazó la base del parabrisas hacia atrás, creando un diseño dinámico y deportivo acorde con las tendencias. Además, las piezas se reorganizaron más cerca del centro de gravedad, reduciendo así el momento angular. Las piezas más pesadas, en particular, se reordenaron más meticulosamente para mejorar el rendimiento de conducción y la seguridad, y los asientos del habitáculo también se bajaron para mejorar la estabilidad de conducción y la amplitud interior.

Los bajos también se modificaron para lograr un diseño más elegante y un interior espacioso. Concretamente, el sistema de escape se hizo lineal optimizando la disposición de las piezas y el suelo se aplanó para garantizar cierta flexibilidad de diseño. 

Finalmente, el habitáculo del motor se rediseñó en una estructura multiesquelética que mejora tanto la absorción de impactos como la eficiencia energética. La estructura distribuye más uniformemente el impacto de un choque sobre sí misma y, por lo tanto, protege una sola pieza contra un impacto desproporcionadamente grande. El sistema de transmisión se movió hacia atrás y la batería y las posiciones del filtro de aire se optimizaron de manera similar para mejorar el ahorro de combustible y el rendimiento térmico del vehículo.

2. Más ligero y, al mismo tiempo, más seguro

BODY

La plataforma de tercera generación busca ligereza y resistencia al mismo tiempo. Este dilema competitivo se resolvió en gran medida logrando la optimización estructural. La rigidez de las piezas que montan el chasis también se reforzó para mejorar notablemente la comodidad de conducción y el rendimiento del ruido, la vibración y dureza (NVH, Noise, Vibration & Harshness), formando conjuntamente la base de un automóvil ultracómodo y divertido de conducir. 

Obviamente, la seguridad es una preocupación primordial en cualquier plataforma. Estamos encantados de haber eliminado de manera fundamental una gran fuente de peligro en pequeños choques de superposición. Durante un choque pequeño de superposición, la mayoría de los vehículos terminan girando significativamente. Pero la plataforma de tercera generación previene tales giros al lograr cambiar la orientación del vehículo para que se deslice, convirtiéndola en la plataforma de mayor rendimiento del mundo para la seguridad contra choques en el segmento de sedán de tamaño mediano. 

El rendimiento de seguridad contra choques está correlacionado con el voladizo delantero, la distancia entre el eje delantero y el parachoques delantero. Para garantizar un “espacio de choque” más grande, es necesario aumentar el voladizo delantero, pero ha experimentado una disminución en los últimos años, con estilos deportivos, espacio interior y diseños ligeros que tienen prioridad. Pero incluso con esa tendencia, la plataforma de tercera generación ofrece un excelente rendimiento de seguridad contra choques. El habitáculo del motor se rediseñó en una estructura multiesquelética que diversifica las trayectorias de absorción de choques, lo que distribuye de manera más eficiente la carga de impacto por todo el vehículo. Las placas de acero de resistencia ultraalta estampadas en caliente, aplicadas a la carrocería del habitáculo, sirven además para proteger a los pasajeros.


La estructura del habitáculo del motor multiesquelética diversifica las trayectorias de carga de choque en un choque frontal

3. Dinámico y, al mismo tiempo, cómodo

CHASSIS 

El chasis de la plataforma de tercera generación buscaba optimizar el sistema de suspensión para maximizar el rendimiento de conducción del vehículo (en esta plataforma, un automóvil debe conducir dinámicamente, responder al toque más sutil del conductor y, no obstante, ofrecer una conducción extraordinariamente cómoda). Con este objetivo, se optimizaron las disposiciones del sistema de las ruedas delanteras y traseras de la suspensión para mejorar la estabilidad y agilidad del vehículo a altas velocidades o en curvas.

Concretamente, se ajustaron el avance y el ángulo de lanzamiento de la suspensión delantera (por motivos de estabilidad y comodidad), mientras que la suspensión trasera ajustó la ubicación del brazo para controlar las ruedas y aumentó la relación del mecanismo de dirección (para mejorar la capacidad de respuesta).

Además, se aumentó la rigidez del falso bastidor y el travesaño para mejorar la durabilidad del vehículo y el rendimiento NVH. El falso bastidor delantero se rediseñó de una forma de H a una forma angulosa (#); la forma de H hace que la articulación de la carrocería delantera reciba la mayor parte de la fuerza lateral transmitida a las ruedas, mientras que la forma angulosa distribuye esa fuerza de manera uniforme en las partes delantera y trasera, lo que da lugar a la durabilidad y las mejoras de NVH mencionadas anteriormente. 


Diseño de falso bastidor de plataforma de tercera generación

El chasis de la plataforma de tercera generación minimiza la necesidad de desarrollar nuevas piezas y, en cambio, se centra en la reorganización de las piezas existentes para facilitar el desarrollo de diversos modelos de vehículos. De hecho, es la interfaz mejorada y la estandarización de los módulos de suspensión la delantera y las ruedas lo que permite el ensamblaje modular eficiente, el transporte y la estandarización de procesos desde la etapa de diseño.